Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente
Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente
Lunes 26 de Febrero de 2024
  • Dólar: $972,77

Síguenos

Enfermedades que amenazan al almendro en floración

En la actualidad existen patologías fúngicas que afectan al cultivo, las que de no ser manejadas pueden llegar a mermar la producción de éste mismo.

Almendro con Monilia

Llegando la primavera, junto con la floración y brotación del almendro, se reactivan y se producen nuevas infecciones por patógenos fungosos, aprovechando las condiciones de temperatura templada y humedad relativa alta que favorecen el desarrollo de enfermedades. 

Por ello, es cada vez más importante estar atentos a las señales que va presentando el almendro, para así poder evitar o manejar a tiempo futuras enfermedades que amenazan al almendro, como lo es el tizón de la flor causado por Monilia sp. y Botrytis sp.

Si bien el manejo tanto de Botrytis como el de Monilia es similar, hay que tener en consideración que son especies distintas, con ciclos biológicos distintos; por lo tanto, la capacidad de desarrollar resistencia también puede ser diferente.

Así lo señala la Doctora en Ciencias de la Agricultura e investigadora de INIA La Platina, Danae Riquelme, “la Monilia no es solamente importante porque causa el tizón de las flores, sino que también porque puede producir muerte de ramillas en brotes nuevos. Por lo que, si a largo plazo estas enfermedades no se controlan, aparte de disminuir la productividad del árbol, también disminuye la vida útil de la planta”.

De acuerdo con lo que argumenta la experta, esta enfermedad que se controla en floración, entre botón rosado y caída de pétalos, tiene que ser manejada debidamente en este período crítico, que se constituye como la ventana para realizar un buen control.

Durante la temporada, una de las maneras que se vislumbra esta patología, es en el pelón del fruto, ya que se evidencia como lesiones marrones. Al ocurrir esto, una semilla manchada y con hongos ya no es comercializable, por lo que se convierte en una consecuencia altamente negativa.  

Focos claves a los cuáles prestarle atención 

 

Almendro con Monilia

Durante este tipo de proceso del almendro, es de suma relevancia que los productores de este cultivo estén atentos a cada paso. Las estrategias de manejo para el tizón de la flor del almendro en su macro son de tipo preventivo, según explica la investigadora, “cuando uno habla de un control curativo de cierta manera no existe porque ya se hizo la herida, el daño ya está hecho”, indica.

“Esta enfermedad suele dejar en la misma planta un efecto momificado en las flores las que quedan adheridas en la planta durante la temporada. Por este motivo, es necesario eliminar todo foco de inóculo, incluyendo las flores momificadas, en otras palabras, es esencial tener una buena limpieza del huerto”, enfatiza Riquelme.

Lo más importantes es quitar todos los restos de poda, frutos, hojas que hayan quedado de la temporada anterior en el suelo entre hileras. Es necesario eliminarlos o incorporarlos al suelo, para que no continúen perjudicando, ya que estos mismos son el inóculo para nuevas infecciones cuando las condiciones sean las adecuadas.

“Hay que diferenciar muchas veces entre un patógeno habitante del suelo y un patógeno que está saprofíamente en el suelo. Los primeros, son capaces de multiplicarse en el suelo sin necesidad de un hospedero (ya sea raíz o una hoja), en cambio este patógeno que es Monilia, está asociado a la materia orgánica, a lo que haya quedado del rastrojo de la temporada anterior”, explica la experta. Por lo tanto, si se incorpora al suelo (dentro de él no sobre él), se va a mantener ahí pero lentamente, por degradación de la materia orgánica, va a perder viabilidad de todas formas. Por eso es importante la incorporación de todo resto orgánico que haya quedado sobre el suelo, ya que de lo contrario al quedar sobre el suelo se constituye como un foco de infección.

“Los hongos patógenos generan estructuras de reproducción que se transportan por el aire, entonces con una brisa o una corriente de aire estas esporas infecciosas se diseminan y se van quedando en las flores”, concluye la doctora. Todos los puntos anteriores además de contar con una canopia con buena iluminación y ventilación facilitaran el bienestar del cultivo.

Noticias Relacionadas

Noticias Relacionadas

IMG_4909
Fomentando la sostenibilidad: Antonio Gaete y su perspectiva de manejo regenerativo en los huertos
IMG_4511
Detalles que marcan la diferencia en cosecha: Conoce las recomendaciones de Tecnipak
Seminario-prediccion-sequia-agricola
INIA presentará instrumento de predicción de sequía agrícola en seminario de la especialidad 
Foto Aerea-2
PlanetNuts Day de nogales: así se vivió la primera jornada del evento que dio inicio a la cosecha
PHOTO-2022-08-20-23-55-38
Se aprueba por unanimidad en el Senado la "Ley Apícola"